CUBA Y LA MASONERÍA


Unirse al foro, es rápido y fácil

CUBA Y LA MASONERÍA
CUBA Y LA MASONERÍA
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.
Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

Últimos temas
» Recibe Carta Patente la Logia Fraternidad No. 414
EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE EmptyDom Ago 23, 2020 12:11 am por Admin

» Cines de Cuba
EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE EmptyMiér Mayo 13, 2020 7:33 pm por Admin

» Visita del MRGM Ernesto Zamora a la Logia Renacer No. 410
EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE EmptyMar Mayo 12, 2020 10:36 am por vincent47

» Spectre (2015) - Original Soundtrack Extended
EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE EmptyLun Mar 02, 2020 4:45 pm por Admin

» LAS LOGIAS EN CUBA
EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE EmptyJue Ene 02, 2020 3:56 pm por Admin

» 200th Class Reunion November 3 & 4
EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE EmptyLun Dic 23, 2019 5:06 pm por Admin

» 200th Class Reunion Cap and Ring Ceremony
EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE EmptyLun Dic 23, 2019 2:41 pm por Admin

» Fraternidad UD Primera Sesión 21 de Noviembre de 2019
EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE EmptyLun Dic 23, 2019 2:23 pm por Admin

» Knights of St. Andrew Valle de Miami, Oriente de la Florida
EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE EmptyDom Dic 15, 2019 9:20 pm por Admin

Navegación
 Portal
 Índice
 Miembros
 Perfil
 FAQ
 Buscar
http://www.deezer.com/listen-4043682
Galería


EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE Empty
Diciembre 2023
DomLunMarMiérJueVieSáb
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31      

Calendario Calendario

ENLACES
freemasonry, freemason, masonic links http://357bcn.com/pagina_nueva_1.htm EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE Ubd1037

EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE

Ir abajo

EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE Empty EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE

Mensaje por Amma Mar Ago 04, 2009 11:44 pm

EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE

EL MALECONAZO Y SU GRAN AUSENTE Maleconazo4



Tratar temas que aborden la problemática cubana, puede derivarse en todo un manantial de antagonismos, donde las partes involucradas nunca encontrarían el final de aquellas aguas que provocan la discordia. Por una parte, lloverá todo tipo de justificación que frene cualquier intento de nadar, ya sea a favor o en contra de la corriente. Esta costumbre muy bien engrasada y dispuesta a lanzar sus ataques contra aquellos que la violen, sea con malicia o inocencia, ha servido como burbuja protectora a muchos pícaros que intentan o se han acomodado a utilizar los sanos ideales libertarios como un medio de vida o sustento al gravísimo costo que ya todos conocemos.
Un Estado con la experiencia represiva como el cubano y experto en la manipulación de la opinión, ha gastado millones en el estudio de los perfiles de cada uno de sus ciudadanos, hincando profundamente en sus debilidades. Los “disidentes u opositores” deben encabezar las listas de sus prioridades, no tenemos la menor duda. Luego, sus tentáculos se extenderán más allá de sus fronteras hasta lograr herir todo intento de rebeldía que aún persistan en aquellas ovejas descarriadas que una vez abandonaron la manada. Los métodos usados para uno u otros casos pueden ser muy variados y adaptados a la geografía del momento, pero todos se encuentran dirigidos a lograr lo que hasta hoy han impuesto con mucho éxito y son capaces de exportar, ese régimen de terror disfrazado con la benevolencia del amparo a los desprotegidos, el pueblo y su clase obrera.
En la medida que ha transcurrido este medio siglo de terror, los mecanismos de represión se han ido perfeccionando y sus métodos de control se hacen cada día más efectivos. Sin embargo, su contraparte, demuestra un profundo estancamiento y no acaba de dar muestras de avance en ningún aspecto, no evoluciona y trata de mantener el mismo discurso. Excluyendo a muy pocos personajes involucrados en este campo, y que por supuesto, han sido los receptores de todo el peso de esos mecanismos de represión. Una parte de esa “disidencia u oposición” tan cacareada y difundida por los órganos de prensa del exilio cubano, resume su campo de acción a eventos que solo pretenden llamar la atención sobre sus líderes, mientras por otra parte, se olvida a todo un ejército de valientes hombres y mujeres que se pudren en las cárceles. De una manera inteligente e intencional, el propio gobierno se encarga de establecer límites y diferencias sobre esos hombres y mujeres que una vez decidieron cargar consigo el asta de una bandera que, no todos están aptos para transportar por el campo de batalla.
Medio siglo de batallas intestinas, discordias, celos abrumadores, excesos de protagonismos, envidias, y por encima de todos esos males, medio siglo de atrincheramientos sin sacar esas banderas a la calle. Obligan a mirarlos con aires de desconfianza, las batallas no pueden dirigirse desde la sala de la casa mientras el pueblo espera impaciente. No soy la persona indicada para establecer pautas, ni líneas de conducta en ninguno de los movimientos existentes en la isla, tampoco pretendo hacerlo. Lo que si debe quedar muy claro es la existencia de mi derecho a opinar, y eso es lo que hago en estos momentos.
“El Maleconazo” habanero del año 94, fue un espontáneo regalo de nuestro pueblo a todos aquellos que, durante decenas de años se han encargado de decir al mundo que existe una oposición en la isla. ¿Dónde se encontraban? Muchos de ellos guardando prisión, otros, redactando cartas y comunicados para difundir en los medios de Miami. Unos pocos reunidos en las embajadas extranjeras, algunos protestando porque tal o cual ministro o presidente extranjero no se reuniera con ellos y otros tantos, enfrascados en esas interminables y vergonzosas batallas donde cada grupo tira de los pellejos del otro para luego resumirla en una carta o renuncia. Lo cierto es que no estaban allí y se perdió una maravillosa oportunidad. Lo cierto es que el pueblo estuvo allí en aquellos violentos instantes y hoy, continúa esperando por ese abanderado que no quiere sacar la bandera de la sala de su casa. ¿Debo sentir vergüenza y pena cuando escribo estas líneas? Las siento, yo no soy un hombre valiente, de haberlo sido continuaría en la isla y quizás fuera el que alzaría esa asta, pero no lo soy, me encuentro en el extranjero y soy el menos indicado para decirle a nadie lo que debe hacer. ¡Ah! Pero una cosa muy distinta es no tener opinión o aceptar que alguien me imponga silencio para proteger lo que ya no tiene protección.
Recorriendo Internet como hago diariamente, encuentro una carta escrita por Fariñas donde describe con lujo de detalles todos esos pormenores que trato de sintetizar. Es extensa su carta y vale la pena leerla. La misma vergüenza y pena que he sentido al escribir estas líneas, armonizan plenamente con el sentimiento de frustración experimentado al leer aquella misiva escrita por uno de los que están adentro y conoce como nadie el terreno donde se mueve.
“El Maleconazo” se ha propuesto como una fecha que señale la rebeldía del pueblo cubano, estoy de acuerdo. Como espero también, los futuros historiadores sepan alejar este espontáneo evento de las manchas que pudieran producir algunos hombres que, tomaron la causa de la libertad de Cuba y sus dolores, como un oficio o profesión que los ayudara a vivir. Esa gloria no les pertenece.
Mis respetos para todos aquellos hombres y mujeres que se pudren en las cárceles cubanas y para aquellos “elegidos” sobre los que siempre cae todo el peso de la represión en la isla.

"COCO" FARIÑAS DESCUBRE LA POBREDUMBRE DE ALGUNOS "DISIDENTES" POR LAS COORDENADAS DE LA PATRIA"


Esteban Casañas Lostal.
Montreal..Canadá.
2009-08-04
Amma
Amma
MIEMBRO NORMAL

Cantidad de envíos : 33
Puntos : 5406
Reputación : 22
Fecha de inscripción : 20/07/2009
Edad : 69
Localización : FORO NAVAL CUBANO Faro de Recalada

http://s1.zetaboards.com/Diario_de_Bitacora/index

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.